Blog

¿Cómo funciona un portero automático?

Todos conocemos a los porteros automáticos, los cuales nos ofrecen un sistema tanto de seguridad como de comunicación. De una manera sencilla podremos controlar el acceso de cualquier persona que entre en nuestro edificio, podremos además permitir o no la entrada después de saber quién es y si le conocemos o no.

Para conocer el funcionamiento de un portero automático es necesario conocer los dos tipos principales que hay: analógico o digital. Cada uno de ellos cuenta con unas prestaciones diferentes.

La versión más básica de los porteros automáticos de hoy en día cuentan con un interfono de doble comunicación, tanto del interior de la casa a la calle y viceversa. Pudiendo abrir la puerta electrónicamente para facilitar la entrada al edificio.

Desde la calle, podremos utilizar lo que conocemos como timbre, la placa de calle, que nos comunica con la persona que se encuentre en el edificio y podremos así pedir acceso a la vivienda. La placa de calla cuenta con la rotulación de cada piso para saber dónde estamos llamando.

Los porteros automáticos se pueden instalar en cualquier edificio, tanto de viviendas unifamiliares hasta bloques completos de viviendas o urbanizaciones, oficinas, comercios o empresas.

Para comprobar el funcionamiento de nuestro portero automático es sencillo y rápido y es un sistema que muchos edificios o viviendas ya utilizan. Para ello deberemos consultar diferentes modelos siempre acudiendo a agentes especialistas o técnicos cualificados que nos puedan indicar todas y cada una de las prestaciones del portero automático que estamos buscando.

Como hemos visto, el sistema es sencillo, fácil de comprender y de utilizar. Sin embargo, nunca deberemos descuidar el mantenimiento de nuestro portero automático. Ya que con un buen mantenimiento podremos alargar la vida de nuestro portero automático y evitar posibles fallos.

5 consejos para elegir tu portero automático

En el momento en que nos decidimos por incorporar a nuestro hogar un portero automático debemos tener en cuenta ciertos factores que a todos nos preocupar, por ello aquí te ayudamos con 5 simples consejos para que elegir tu portero automático te resulte más fácil.

¿Qué es lo que necesitamos de nuestro portero automático? No siempre queremos lo mismo o necesitamos lo mismo para nuestra casa como para nuestro comercio por ello debemos sabe qué características son las que primamos en cada caso.

  1. Lo primero que debemos plantearnos es si lo que estamos buscando es únicamente comunicación por voz o si también queremos recibir imágenes, por lo que buscaríamos un videoportero. Incluso podemos recurrir a videoporteros con grabación de imagen.
  2. Si se trata de nuestra vivienda unifamiliar lo más probable es que nos sea suficiente con instalar un telefonillo, pero en casas de varias plantas, oficinas o comercios grandes si es recomendable la instalación de más de un telefonillo para poder cubrir las necesidades que requerimos.
  3. Hay distintos telefonillos, habiendo algunos de ellos con una única apertura, pero también hay otros con doble apertura. De esta manera se puede abrir de forma completamente independiente más de una cerradura.
  4. Si precisamos mayores servicios como la visión nocturna para aumentar la seguridad de nuestro hogar o por ejemplo una cámara que podamos orientar deberemos buscar un poco más.
  5. El diseño y la comodidad de utilización de nuestro futuro portero automático es importante. Debemos intentar que sea lo más fácil de utilizar, facilitando así su utilización diaria.

El precio siempre es un factor a tener en cuenta en una mano, y por otro lado las prestaciones que nos ofrece cada uno de ellos en función de sus características. Por ello otra buena recomendación es que te asesores en el lugar de compra de un especialista.

La Unión Europea y el Dividendo Digital del 2020

El 17 de mayo del 2017, la Unión Europea realizó un comunicado formalizando su Decisión (UE) 2017/899 y haciendo referencia a la implantación del Dividendo Digital que se realizará en el año 2020.

Ya es un hecho, el nuevo Dividendo Digital se aproxima. Aunque se sabía que está previsto para el 2022, en la decisión se describen los motivos y procedimientos a seguir para que la adaptación de frecuencias pueda realizarse de manera óptima.

La decisión, textualmente, señala lo siguiente: “con fecha tope el 30 de junio de 2020, los Estados miembros dejaran de utilizar la banda de frecuencia de 694-790 MHz para la TV TDT”.

Sin embargo, hay varias razones por las cuales se podría aplazar la fecha de la adaptación:

  • Inconvenientes de coordinación entre fronteras.
  • Ausencia de garantías en cuanto a la migración técnica.
  • Coste económico exageradamente elevado.
  • Casos de fuerza mayor.

Si se produce el aplazamiento, el Estado en cuestión deberá informar a los demás, y a la comisión, sus motivos justificados en la hoja de ruta nacional. La realidad es que se está poniendo mano dura en el asunto, no se admitirán retrasos sin una justificación aceptable.

Para poder autorizar el uso de la banda de frecuencia de 700 MHZ, cada Estado tenía que presentar antes del 31 de diciembre del 2017, los acuerdos de coordinación de frecuencias transfronterizos.

Todo estado Miembro debe garantizar la disponibilidad de la banda de frecuencia de 460-694 MHz hasta el 2030. Con ello se aseguran los servicios de radiodifusión y televisión gratuita durante el proceso de adaptación. De esta forma se atienden las necesidades nacionales y se garantiza la libertad de los individuos para elegir la tecnología que deseen.

El 30 de junio de 2018 es la fecha tope que tienen los Estados para hacer público su plan en el que se deben plasmar las etapas necesarias para el cumplimiento de sus obligaciones. Tras consultar con las demás partes, también es el deber de cada estado elaborar sus hojas de rutas nacionales, desde antenistas Barcelona solo podemos ayudar a resintonizar los aspectos generales de sus antenas comunitarias o individuales.

Cuando llegue el momento, todos los Estados miembros podrán velar por sus costes directos. Lo que busca la Unión Europea es facilitar la transición que se realizará para adoptar tecnologías con mayor eficiencia espectral.

Características de las distintas antenas

Como ya se sabe las antenas son dispositivos creados para transmitir y recibir ondas de radio o también conocidas por electromagnéticas. Hay antenas de distintos tipos y cada una tiene funciones y características diferentes, a la hora de elegir una hay que tomar en cuenta propiedades como: Ganancia, patrón de radiación, directividad, polarización.

¿Qué son estas características?

  • Ganancia: Eso significa la relación que se tiene entre la potencia que entra a una antena y la que sale de ella.
  • Patrones de radiación: Es como una gráfica tridimensional de la energía radiada vista fuera de esta.
  • Directividad: Potencia radiada en una dirección particular. Es la habilidad de direccionar la energía en un lugar específico.
  • Polarización: Orientación de las ondas electromagnéticas al salir de la antena.

Algunas de las antenas más relevantes:

  • Antenas dipolo: Tiene un patrón de radiación generalizado, es más usada para transmitir y recibir desde el lado amplio de la antena, es sensible a los movimientos que haga que no esté perfectamente vertical.
  • Antenas Dipolo Multi-elemento: Tiene características del dipolo simple, la mayor diferencia que tienen es la elevación en ganancia gracias a la utilización de múltiples elementos.
  • Antenas Yagi: Se componen de elementos independientes de antena y solo se transmiten ondas de radio. El número de elementos determina la ganancia y directividad.
  • Antenas Panel Plano: Panel cuadrado, configurados en un formato patch. Son direccionales, la mayoría de su potencia radiada es una sola dirección ya sea en el plano horizontal o vertical.
  • Antenas Parabólicas: Usan características físicas con elementos múltiples para alcanzar alta ganancia y direccionalidad. Usan un plato reflector con la forma de una parábola para enfocar las ondas de radio recibidas por la antena a un punto focal.
  • Antenas de ranura: Tienen características de radiación similares a la de los dipolos. Como los patrones de elevación y zimuth, pero la construcción es una ranura estrecha en un plano. Lo bueno de estas antes es que son fáciles de construir y tienen bajo costo.
  • Antenas Microstrip: Este tipo de antena brinda distintos detalles que deben ser considerados, son pequeñas y livianas, no manejan mucha potencia, están hechas de rangos específicos de frecuencias. No son adecuadas para equipos de comunicación de banda amplia.

¿Cuál elegir?

Se deben tomar en cuenta todas las características de cada tipo de antena para poder elegir la mejor para lo que se quiere requiere. Recuerda por ejemplo que las antenas dipolo no proveen mucha ganancia pero dan la mejor flexibilidad en cuanto a orientación de la antena. Las antenas flat panel ofrecen una gran direccionalidad y las antenas parabólicas tienen gran ganancia y direccionalidad. Todas tienen su lados positivos y negativos, solo debes estudiarlas antes de escoger cualquiera. Tienes que saber específicamente para que las estas adquiriendo y así será más fácil elegir cuál es la mejor.

Tipos de amplificadores

En esta oportunidad hablaremos de los amplificadores que se usan en edificios grandes, con más de 4 viviendas. En este tipo de edificaciones regularmente se usa un amplificador programable o modular.

Por si no los sabías, existen tres tipos de amplificadores. Los banda ancha, que normalmente se usan en chalets y pequeñas comunidades. Los programables, que se utilizan en comunidades de mediano tamaño. Los amplificadores monocanales que se instalan en comunidades con más de 30 tomas de televisión. A continuación, te explicaremos todo lo que debes saber sobre los amplificadores programables y monocanales.

Amplificadores o centrales programables

Los amplificadores programables cada vez adquieren más popularidad debido a sus prestaciones y su bajo precio. Estos se usan en comunidades que tengan máximo 20 viviendas. El proceso de amplificación se hace al programar las frecuencias de emisión en la zona. Tienen varios filtros que se activan o desactivan para aplicar una configuración o rechazar la señal de canales no utilizados.

Este tipo de amplificadores obligatoriamente debe tener las entradas habituales para una instalación ICT (Infraestructuras Comunes de Telecomunicación). Las entradas son la de FM, radio digital, VHF/UHF. Dependiendo del modelo se puede incluir una entrada satelital.

Toda entrada puede derivarse en filtros, lo cual generaría distintos niveles de amplificación por cada tipo de señal. Gracias a esto, las señales adoptarían un nivel de potencia similar, esto es muy beneficioso cuando la distribución de los cables es muy larga porque aumenta la potencia de canales alto. En cada entrada se pueden aplicar los filtros que sean necesarios tomando en cuenta la frecuencia, luego serán amplificadas independientemente. La programación de muchos amplificadores centrales se realiza directamente en el frontal. La mayoría cuenta con 4 botones de navegación y “enter”.

Una de las mayores ventajas de estas instalaciones es que le ofrecen al usuario la capacidad de poder cambiar la configuración sin tener que realizar ninguna modificación física. Por ser programable, si existiera un cambio en las frecuencias de emisión se podría adaptar fácilmente a cualquier otro canal que no tenga señal de TV.

Amplificadores monocanales

Amplifican cada canal de manera individual, con un equipo independiente. La señal que emiten estas instalaciones se combina en las salidas hasta forjar una señal en el último módulo con todos los canales de TV, radio y satélite. Toda cabecera debe tener un monocanal que distribuya la señal de FM, la televisión TDT, la de radio digital, y opcionalmente, la TV satélite. Cada uno de los monocanales se encarga de un canal específico y en ocasiones casos a un grupo de canales adyacentes.

Las frecuencias de emisión son distintas en comunidades autónomas y provincias. Las cabeceras dependen de cómo sean las frecuencias en las que se emitan las televisiones autonómicas o regionales.